Armerillo - Vilches

De Wikiexplora
Saltar a: navegación, buscar


Piedra Tacita, llegando a Vilches

Agregar Mapa

Ver instrucciones para seguir el track en tu teléfono al caminar


Cuadro Resumen (editar)
Actividad Trekking
Ubicación Chile, Talca
Belleza Atractiva
Atractivos Vistas panorámicas, Bosque, Fauna atractiva, Formación Geológica, Parque Privado
Duración 1 día
Exigencia 0.3 dopihoras
Sendero Tramos sin sendero
Señalización Insuficiente
Infraestructura Refugio(s), Camping
Topología Cruce
Desniveles +111, -111
Distancia (k) 0.111
(*) aaa
Altitud media 111
Habilidades No requiere
Primer autor Marta Angarita
Descargar KMZ/GPX SinKMZ
Para ver estos botones debes registrarte. Toma 30 segundos: es un formulario minusculo, de solo 3 campos obligatorios.


Sendero cerca al filo
Pirca que debe buscarse para encontrar la entrada al bosque
Cumbre que se tiene espaldas al comenzar el descenso
Cerro Peine desde el sendero de descenso
Cerros hacia el Noreste de la ruta

Descripción General

Una interesante caminata que une el Valle del Río Maule, a la altura del pequeño poblado de Armerillo, con el hermoso sector de Vilches, llegando justo al ingreso de la Reserva Nacional Altos de Lircay, donde se podría continuar con otras rutas como Cerro Peine o Laguna del Alto.

Por el sector de Armerillo se puede combinar con el Sendero El Motor o con el Cordón Los Picudos

El sendero parte del Parque Tricahue que puede facilitar el Refugio Los Cipreses o la zona de camping aledaña al mismo para pernoctar si se desea hacerlo en dos jornadas. El inicio es una exigente subida para llegar al filo desde donde hay excelente panorámica. Terminando el descenso a Vilches, casi al final de la ruta, se pueden visitar las Piedras Tacita, monumento arqueológico

Época adecuada

Desde Septiembre a Mayo, en invierno la nieve tapa el sendero en a parte alta.

Acceso

En vehículo propio

Desde Talca se toma la ruta CH115 rumbo Paso Pehuenche. Poco antes de los 70 kilómetros, se encuentra a mano izquierda un desvío de ripio señalizado como Armerillo. hasta encontrar la primera entrada del Parque Tricahue, sector Armerillo, lugar donde se puede dejar el vehículo.

En transporte público y autostop

Desde Talca salen dos veces al día buses rumbo la localidad de Armerillo: A las 7.30 a.m y 4.30 p.m.:n verano suelen existir buses adicionales- También es posible tomar los buses que se dirigen a La Mina, y descender en el cruce al pueblo de Armerillo, caminando en la primera entrada del Parque Tricahue, sector Armerillo, donde se inicia la ruta.

Descripción de la ruta

La senda comienza en un letrero pasado el Museo Tricahue. Los primeros 100 metros hay un tramo ilustrativo con carteles indicando los principales árboles de la zona, sus características y usos. Este sendero termina en un amplio, camino apto para 4x4, aunque no esta permitido el paso de vehículos.

Pasados 500 metros se llega a un anfiteatro, (Los Hualos), donde un nuevo letrero indica una bifurcación: para el Sendero El Motor debe seguirse a la derecha, mientras a la izquierda se va hacia el Sendero El Tata. Vienen aproximadamente tres kilómetros y medio de empinada subida bajo el bosque. La senda esta perfectamente señalizada y no presenta ningún problema.

Transcurrido ese lapso se va saliendo del bosque y se llega a un excelente mirador donde se tiene una buena vista de los volcanes Descabezado, Quizapu y San Pedro; al igual que del Valle del Maule en el Sector de Armerillo. Poco rato después del mirador disminuye la pendiente, continuando ya casi por el filo del cerro. Aproximadamente tres kilómetros más adelante se encuentra un letrero que indica la segunda parte del Sendero El Motor.

Visita al, Motor y Salto El Chucao

Tras avanzar 500 metros desde el letrero, hay una pequeña entrada señalizada a mano derecha. A pocos metros del camino principal se encuentra "El Motor", una antigua máquina generadora de energía eléctrica para los aserraderos de antaño. Varios letreros explican su historia e importancia.

Terminada la visita a la peculiar máquina, se regresa a la senda principal, 120 metros despuésse encuentra a mano derecha, bien señalizado, el desvío que se debe tomar hacia el filo del Cordón Picudos. Si se desea visitar previamente el Salto del Chucao se debe seguir por la senda principal descendiendo a una pequeña quebrada.

Se cruza la quebrada para tomar un pequeño ascenso y llegar al Refugio Los Cipreses, una gran edificación que es una buena opción para quien desee realizar la ruta en dos jornadas.

Desde el refugio una flecha indica un estrecho sendero hacia el Salto del Chucao, (dice 700 metros se midieron sólo 480). Este tramo va entre cañas y bosque, casi plano y bien señalizado. Trescientos metros después se inicia un abrupto descenso para finalmente llegar a un pequeño pero hermoso salto, con un cristalino pozo a sus pies..

Continuación de la ruta

Después de la visita al Salto El Chucao debe regresarse hasta el cartel que indica el desvío a Los Picudos. Desde allí sale un sendero muy pequeño pero bastante notorio que asciende bajo el bosque. Abundan las señales en diversas formas: estacas de punta roja, pircas y flechas o manchas rojas en piedras y árboles. Tras 800 metros de ascenso se llega a un pequeño tramo plano y 400 metros después la ruta comienza a enredarse.

Desde el waypoint palo vienen aproximadamente 100 metros dónde ni en la subida ni en el descenso se pudo encontrar un sendero claro, ni señales de conexión.  Si no se tiene GPS  conviene buscar la penúltima estaca, y subir unos 5 metros a la izquierda de ella. Se encontrará un esbozo de senda, no muy clara, pero que permite el paso sin frenarse por la vegetación. Subiendo por este sendero, ligeramente a la derecha un poco mas arriba, se debem volver a encontrar las señales, (waypoint Palo 2).

Una vez se retoma la senda es importante estar muy atento para observar las pircas, estacas y manchas rojas, que ahora abundan, pues desde este punto el sendero no es tan notorio y el trazado de la ruta es muy caprichoso, dando extraños giros en loa ángulos menos esperados. Si transcurren mas de 30 segundos sin que se observe una señal, lo mas probable es que ya se haya errado el rumbo;  en ese caso lo mejor es regresar al último punto dónde se observó una indicación y buscar la ruta correcta.

Poco antes de los dos kilómetros desde el desvío empieza a disminuir el bosque y se puede observar una gran roca que semeja una cumbre. Se sube hacia ella y el sendero la rodea por la derecha en un pequeño tramo pedregoso y abrupto. Mientras se asciende comienzan a vislumbrarse a la derecha los Valles del Maule y el Melado. Al fondo el Volcán San Pedro.

Una vez superada la roca ya se puede apreciar en lo alto el filo del cordón montañoso. La senda asciende ligeramente a la izquierda, evitando la vegetación, para finalmente en la parte alta girar a la derecha pasando casi debajo de las rocas que se observan en la punta.  En este lugar escasean las señales. El sendero sigue en un ascenso casi imperceptible, faldeando el cerro un poco mas abajo del filo, hasta llegar a él 400 metros después de las rocas.

Desde el filo se debe descender unos pocos metros hasta interceptar un sendero pequeño pero claro. Se gira a la izquierda por dicha senda que continúa bordeando el cerro, unos metros abajo del filo pero siguiendo su contorno. Se avanza alrededor de 1.3 kilómetros hasta rodear la primera punta rocosa que se observa hacia el Oeste.

Apenas se rodea la roca de la cumbre se debe dejar la senda que sigue por el filo y seguir a campo traviesa, dando la vuelta al cerro y descendiendo unos 200 metros con la cumbre a la espalda. Conviene ir bajando faldeando a la derecha pues así se aminora la pendiente que es fuerte y con terreno pedregoso y resbaloso.

A medida que desciende se va observando al comienzo de la vegetación una gran pirca que indica la entrada del sendero al bosque. Al llegar a ella la senda aparece claramente, a su vez que abundan las señales. La ruta continúa siguiendo el filo de la arista, siempre con la cumbre a espaldas. Al frente a la derecha se observa el imponente Cerro Peine, mientras a la izquierda se puede apreciar la cumbre del Cerro La Hornilla, siguiendo el filo por el que se venía anteriormente, (ver fotos).

El sendero es bastante claro y hay frecuentes señales de piedras. Tras unos 800 metros de descenso pronunciado siguiendo el filo, la senda gira a la derecha, empezando a bajar por el cajón de la quebrada que corre al fondo a dicho lado. Son aproximadamente dos kilómetros de empinado descenso entre el bosque, para finalmente llegar al curso de agua.

La ruta cruza la quebrada sin mayor dificultad y gira a la derecha en un corto ascenso, quinientos metros después se llega a una segunda quebrada seguida de una tranquera. Viene un corto ascenso y el camino comienza a ampliarse hasta llegar a ser una vía para 4x4.

Setecientos metros después de la tranquera hay un desvío poco notorio a mano derecha,(ver foto), que debe seguirse para llegar a las Piedras Tacita. Si se continúa por el camino de 4x4 se llega a una Reserva Privada. Doblando a la derecha por la pequeña senda se remonta un cerro chico, el sendero es muy estrecho pero notorio.

Se avanza por él quinientos metros hasta llegar a una bifurcación. Se debe estar atento, porque el desvío que debe tomarse, a mano derecha, es menos obvio que otro que sigue enfrente. A pocos metros de seguir este desvío se accede a una senda grande y clara, subiendo por ella escasos 20 metros se encuentra el letrero que señala la zona arqueológica de las Piedras Tacita.

Terminando la visita a las Piedras Tacita, se debe bajar por la senda amplia. Cien metros mas adelante se cruza una quebrada, pasada la cual se encuentra una caseta, con un letrero de normativas de Conaf. Desde allí la vía se transforma en camino de 4x4. Doscientos metros mas allá se llega a un alambrado que rodea el camino, se debe seguir directo, pasando frente a una casa. El camino prosigue descendiendo 700 metros mas, hasta llegar a la cabaña de Conaf que controla el ingreso del Sector Ankahuara en la Reserva Nacional Altos de Lircay.

Tiempo Esperado

Unas cinco horas de ascenso y tres a cuatro de descenso.

Permisos / Tarifas

El Parque Tricahue cobra CLP$2000 (US$ 2.4 as of May 2020) por el ingreso.

Si se desea hacer uso de las cabañas del Parque, el costo es CLP $30000 por cabaña para 6 personas y CLP $40000 por cabaña para 8 personas.

El uso del refugio Los Cipreses tiene un costo de CLP$ 6000 por persona, que incluye los 2 mil correspondientes al ingreso al parque.

Si se desea hacer campamento en la zona aledaña al refugio, el costo es de CLP$ 3500, incluida en esa cantidad la tarifa de ingreso. Para la posibilidad de camping se exige tener cocinilla, pues esta terminantemente prohibido hacer fuego dentro del área protegida.

Recomendaciones

Galería de fotos